Derecho Penal. Ruíz León Abogados en Madrid

Delito de exceso de velocidad

delito de exceso de velocidad

Superar los límites de velocidad establecidos legalmente conlleva una infracción administrativa, sin embargo, superados determinados márgenes, el ilícito deja de ser una infracción administrativa para pasar a ser un delito de exceso de velocidad castigado en el Código Penal.

El Código Penal contempla en el apartado primero del artículo 379 dentro de los delitos contra la seguridad vial, el delito de conducción por exceso de velocidad.

El bien jurídico protegido en estos delitos es, al igual que en el resto de los delitos contra la seguridad vial, la seguridad del tráfico rodado.

Conducta típica

La conducta típica consiste en conducir un vehículo a motor o un ciclomotor a una velocidad que supere en 60 km/h a la permitida reglamentariamente en vías urbanas o una velocidad superior en 80 km/h a la permitida en vías interurbanas.

El delito está castigado con alguna de las siguientes penas:

- Pena de prisión de 3 a 6 meses

- Pena de multa de 6 a 12 meses

- Pena de trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días

En cualquier caso, la condena por este delito conllevará siempre la retirada del permiso de circulación de vehículos a motor o ciclomotor de 1 a 4 años.

Se trata de un delito de peligro abstracto, no requiere para su consumación la creación de ningún peligro concreto para las personas o las cosas ni la concurrencia de ningún resultado lesivo, bastando acreditar el exceso de velocidad para que se entienda cometido el delito.

Finalmente, señalar que de conformidad con lo dispuesto en el artículo 385 ter del Código Penal, el Juez o Tribunal podrá rebajar la pena de prisión prevista en el artículo 790, reduciéndola en un grado en atención a la menor entidad del riesgo ocasionado y del resto de circunstancias que concurran en la comisión del delito de exceso de velocidad, siempre razonándolo en sentencia.

Artículo 379 del Código Penal

“1. El que condujere un vehículo de motor o un ciclomotor a velocidad superior en sesenta kilómetros por hora en vía urbana o en ochenta kilómetros por hora en vía interurbana a la permitida reglamentariamente, será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o con la de multa de seis a doce meses o con la de trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, con la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años”.

¿En qué podemos ayudarle?

Consúltenos sin compromiso. Respuesta en 24/48 horas

Contacte con nosotros
balanza justicia Ruiz Leon Abogados